La Federación Colombiana de Transportadores de Carga y su Logística Colfecar, rechazó la decisión de la administración de Bogotá de restringir la circulación de camiones por la calle 13, entre las 6 y 8 de la mañana, a partir del 17 de noviembre, ya que esto afectará seriamente al sector del transporte de carga.

Tras conocer el anuncio del Secretario de Movilidad, Juan Pablo Bocarejo, el presidente Ejecutivo de Colfecar, Juan Carlos Rodríguez Muñoz, manifestó que este horario se suma al ya establecido, entre 9 y 10 de la mañana, para el pico y placa ambiental, lo que significará que los transportadores tendrán una improductividad de 4 horas diarias incrementando sus costos operativos y generando pérdidas millonarias a ellos y a los generadores de la carga.

“Consideramos que cualquier restricción debe someterse previamente a la evaluación de la Comisión Intersectorial de Corredores Logísticos, para lo cual pedimos su convocatoria de manera extraordinaria, con el fin de que emita su concepto de viabilidad técnico-económica para flujo de vehículos de carga en conjunto con el municipio tal y como lo establece el Artículo 5 del Decreto 1478/14” planteó Rodríguez Muñoz.

En carta dirigida al Vice Ministro del Transporte, Juan Camilo Ostos Romero, el presidente de Colfecar, le presenta una serie de observaciones y argumentos que demuestran lo inconveniente de la medida.

Entre otros, en la misiva se indica que por este corredor de la calle 13 ingresa y sale el 16,26% del total de la carga que reporta el Registro Nacional de Carga RNDC, es decir 14,68 millones de toneladas al año y se realizan 1,38 millones de viajes.

“La calle 13 es el principal corredor de carga de Bogotá pues representa el 24% del volumen del flujo vehicular de carga, mayor que el de la Calle 80 (22%), y que el de la Autopista Sur (20%)” precisó Rodríguez Muñoz.

Agregó que debido a lo anterior el Mintransporte categorizó a la calle 13 como uno de los Corredores Logísticos de importancia estratégica por movilizar el comercio exterior e interno del país.

Cabe señalar que el Secretario de Medio Ambiente de Bogotá, dijo que la medida obedece a que el transporte de carga genera el 48 por ciento de la contaminación que se presenta en Bogotá por efectos de movilidad de vehículos.

El funcionario señaló que para evitar el pico y placa ambiental los transportadores deberán demostrar que los motores de sus vehículos están en óptimas condiciones y certificarse en un curso de autorregulación.

About the author